Olha que coisa mais linda

Olha que cosa mais linda, blog cuya URL tiene un error ortográfico provocado voluntariamente para conseguir que no estuviese cogido ya por otra persona, es la respuesta a una larga lista de peticiones para que fuese escribiendo un diario online de mis aventuras y desventuras por el año que pasaré en a cidade maravilhosa.

10 septiembre 2007

Semanas vertiginosas

Las últimas que han pasado y las que vengas, me temo que serán semanas de no parar ni un segundo. Como todo el año carioca, sí, puede ser, pero quizá, por ver el "abismo" tan cerca, se hacen todavía más locas.

Así, la semana pasada no pisé ni un segundo mi casa. Varias veces tuve esa sensación de vertiginosidad cuando me veia entrando en casa a una hora X, subir, cambiarme de ropa, por ejemplo y a las X+1 minuto salir de nuevo por la puerta para alguna otra actividad. Todo muy acrecentado, como siempre, por la infinidad de visitas que todos hemos tenidos o tenemos ahora mismo. Sin ir más lejos, ahora mismo hay una amiga de María y, por parte de Pablo, dos amigos y su hermano. Y eso implica cena, futbol en la playa aunque sean las 22h y haga un buen rato que se fue el sol, tomarse una cocacola en algún quiosque, ir a cenar... un lío, vamos.

Y encima, a lo largo de la semana pasada, que terminaba con festivo el viernes (7 de septiembre, día de la independencia de Brasil), estuvimos buscando un plan para el largo fin de semana.

Así que oímos las voces que venían de São Paulo, que nos invitaban a pasar con ellos viernes, sábado y domingo en la superbonita Ilha Grande, donde ya estuvimos todos en marzo. Al fin y al cabo Río de Janeiro iba a estar hasta la bola por causa del feriado y todos los becarios, familia de becarios y visitas de becarios iban a estar de viaje por algún lugar, con lo que los que en principio estábamos colgados sin ningún plan, arrumamos la misma pousada que en marzo y allá que nos fuimos.

Han sido tres días de muchísima naturaleza, paseos, cascadas, selva y playas, como la de Lopes Mendes, insuperables en belleza.

Desgraciadamente, tode este no parar por ahora no me ha permitido descargar las fotos de la cámara de fotos. Están faltando tanto las de Ubatuba y la boda de Pablo y Roberta como las de Ilha Grande.

Por suerte, el blogger este permite linkar fotos que ya están en Internet, con lo que ahí van algunas de la boda que he podido pillar del fotoblog de algunos de los invitados.

Momento álgido de la boda. Los novios en un romántico cruce de miradas. El de la barba es él.



Y en el clásico momento de cortar la tarta durante el convite.



Tocando la guitarra el domingo por la mañana. Pena que salió nublado y la iluminación no es la mejor.



Foto de la Praia de Felix



Jesús Pérez, sex-simbol, con Adriana y Estela, becarias en São Paulo.



Hay millones más. Pero por ahora lo dejo ahí.

Por cierto, hay un video superserio de este fin de semana en Ilha Grande de cuatro de nosotros dando toques en la playa con el balón. Demuestra lo mucho que hemos trabajado este año para mejorar como personas y como profesinales... jeje... Ya lo pondré.

Beijos!!

Pedro

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal